lunes, 24 de junio de 2013

El último trabajo de mi taller, puede que literalmente, el último. Son botellas y a la vez pequeñas esculturas. Son piezas únicas.

1 comentario:

  1. Muy bonitos Carmen, seguro que a los empleados les gusta recibirlos como regalos de empresa por ser algo diferente a lo normal, son precisos!! Un beso guapa

    ResponderEliminar